En el mercado minorista, una etiqueta atractiva a la vista, un empaque único o incluso la leyenda «Hecho de material reciclado«, pueden ser la razón por la cual un cliente active su botón de «Comprar». El packaging se trata totalmente de promover su producto y qué tan bien este hecho es crítico para tener éxito en las ventas; y es por esto que es importante saber no sólo su historia y evolución, sino también la importancia de un buen diseño de packaging. Si no quiere ver sus productos olvidados en los estantes, realice una evaluación crítica con los siguientes puntos en mente.

1. ¿Sobresale en el estante?

packagin de productos en estantes

Empiece por mirar el packaging de productos similares que ya estén en el mercado. Piense en lo que sus competidores han hecho y por qué lo han hecho. El empaque puede hacer que un producto sobresalga de lo que lo rodea y eso es definitivamente una ventaja mercadotécnica. Para fabricantes más pequeños, el empaque es muy frecuentemente la única «publicidad» que su producto recibe; asimismo, puede ser el único medio por el cual pueden combatir a otros productos que tienen más presencia en los estantes o son reconocidos más fácilmente.

2. ¿Cumple los requerimientos legales?

packaging informacion nutricional

El packaging de un producto debe ser sumamente informativo sobre lo que contiene. En muchos casos, hay requerimientos legales que establecen la información que debe indicarse – peso, materiales utilizados, si el producto es peligroso, de donde se sacaron los contenidos y más. Estos mismos requerimientos podrían incluso especificar el tamaño de letra que se debe utilizar y la localización de esta información en el empaque.
La mayoría de los países tienen sus propias normas de empaque y estas deben cumplirse si su producto va a ser exportado a estos países. Investigue acerca de estas normas antes de empezar con el ejercicio de diseño de empaque.

3. ¿Ha considerado al comprador?

mujer en supermercado

El diseño del packaging debe ser dirigido a los clientes del producto, tan cuidadosamente como cualquier otro elemento de promoción. ¿Son los compradores principalmente hombres? ¿o Mujeres?. ¿Vendrán de un rango de edad mayor o menor? ¿Son los compradores mayormente deportistas? ¿O fanáticos de las computadoras?.

Si el empaque no tiene un atractivo visual real para su mercado meta, el producto no se venderá.
A los clientes les gusta ver que hay dentro del packaging, incluso solo si es una fotografía del producto en cuestión. Recuerde el viejo dicho: «Una fotografía dice más que mil palabras«- esto le dará la oportunidad de mostrar su producto en su mejor forma a la persona que tiene la intención de comprarlo.

4. ¿El packaging dice cómo usar el producto?

instrucciones-ensamblado-gato-casa

Muchos artículos son comprados en base a su facilidad de uso, por eso, compradores potenciales frecuentemente leerán las instrucciones en el empaque para ver si hay algún procedimiento complicado que sea necesario seguir para que el producto funcione. Incuso si lo que se muestra en el packaging es una guía simple, o una garantía de que el producto es fácil de instalar o de operar, puede hacer que aumente la determinación de compra del cliente.

El empaque también es el lugar para colocar la garantía de su producto. Una leyenda que diga «Satisfacción garantizada o le devolvemos su dinero» puede ser un incentivo de compra determinante.

5. ¿El packaging protege el contenido?

macbook-caja

La construcción física del empaque es de vital importancia. El empaque en muchas ocasiones es lo único que protege al producto y lo previene de ser dañado en traslados o mientras esta en el estante esperando su venta.

El empaque debe ser diseñado de tal manera que su apariencia no sea degradada por procedimientos de entrega y de manejo. El empaque también puede ayudar a proteger el producto de temperaturas extremas, humedad y daño por líquidos. Por eso, un buen empaque puede ahorrarnos un despilfarro.

La seguridad se está convirtiendo día con día en una función del packaging. A los objetos pequeños que pueden fácilmente esconderse, se les está dando mucho más espacio dentro del empaque para hacerlos más fáciles de localizar. Los empaques son construidos para ser más difíciles de abrir, para así evitar el robo o la sustitución de partes del producto.

El packaging de un producto es mucho más que solo un contenedor. El empaque es una combinación de arte e ingeniería que puede empujar la decisión de compra. Un adagio que es permitido olvidar cuando se trata de empaque es «No puedes juzgar un libro por su portada«- no importa si se trata de helado, perfume o un juguete para niños, los clientes reaccionan al packaging.

The following two tabs change content below.

One Comment

Deja una respuesta